26 febrero 2008

PENSAMIENTOS PUROS

Como muchos mortales, en el baño de mi casa además de hacer mis cotidianas necesidades fisiológicas, aprovecho para leer u hojear alguna publicación. Para el caso tengo frente mí una sillita de madera tamaño infante que me compré hace mucho tiempo en Portugal en la que depositamos los de casa, a modo de revistero, las publicaciones que nos servirán para el relax.
Hoy alguien dejó un panfleto titulado el “kit del no votante” en el que se lee “No votar es no creer en tus ideas. Vota con todas tus fuerzas”. De esta última frase tengo que decir que lo intento siempre que estoy estreñido con todas mis fuerzas, (botar en galego = echar), cuando me siento procuro “botarlo todo”.
Y sobre lo de que “no votar es no creer en tus ideas” pienso que es una frase hecha y que me da lo mismo lo que piensen los que solicitan mi voto, aunque otros me lo pidan “con cabeza y corazón”, hace tiempo que dejé de creer en los salva-patrias y en los defensores del obrero, ahora solo creo en mí e intento sobrevivir.
Bueno, pues acabé la faena y tiro de la cadena.

No hay comentarios: